El órgano interno de control también inició un procedimiento

Ante los lamentables hechos suscitados el pasado 30 de abril, cuando un presunto delincuente que ya había sido detenido consiguió apoderarse de la patrulla de la policía municipal y provocó en su huida el fallecimiento de una persona y heridas a otras personas más; el Presidente Municipal, Luis Nava, reiteró su solidaridad con las familias de las víctimas, y la cercanía personal y del gobierno municipal para brindar todos los apoyos que amerita este momento.

Asimismo instruyó convocar a una reunión con el Gabinete de Seguridad del municipio, para hacer un enérgico exhorto a la policía municipal, para garantizar resultados tangibles en favor de las y los ciudadanos, implementando medidas en el corto plazo que mejoren su actuar y funcionamiento.

Se reiteró que habrá cero tolerancia y que se procederá a la baja inmediata a los servidores públicos que no actúen con profesionalismo y convicción de servir a las familias queretanas.

El edil ordenó fortalecer las medidas de supervisión del actuar policial, que incida en reducir la toma de decisiones individuales erradas, que han impactado en la operación de la corporación.

“Se fortalecerán acciones de capacitación del personal policiaco, que garanticen mantener vigente el Certificado Único Policial, lo cual conlleva un óptimo nivel de confiablidad desde su ingreso y permanencia en la Institución”, informó.

También se pidió inmediatamente un reporte del Órgano Interno de Control de la Secretaría de Seguridad Pública Municipal, en cuanto a la revisión del actuar de los elementos involucrados en el incidente de este fin de semana.

Aunado a ello, ambos elementos fueron presentados a declarar ante la Fiscalía General del Estado y ante el Órgano Interno de Control de la Policía Municipal.