Por el coronavirus (COVID-19)Alemania se halla en una situación sanitaria “crítica” debido al aumento de casos, advirtió el ministro de Salud, Karl Lauterbach, que sigue abogando por la vacunación obligatoria.

“Leo a menudo que la variante Ómicron es menos virulenta. Es algo sólo parcialmente cierto” aseguró en rueda de prensa el ministro de Salud de Alemania, al informar que 249 personas fallecieron el jueves pasado debido al COVID-19.

“Alemania está en situación crítica”, resumió el ministro, que teme en especial la saturación de los servicios de cuidados intensivos y la multiplicación de casos de COVID largo.

“La situación es objetivamente mucho peor. No podemos satisfacernos con una situación en la que 200 a 250 personas mueren cada día” añadió Lauterbach.

Alemania, que prevé aligerar varias restricciones a partir del 20 de marzo, registró el viernes más de 250 mil nuevos casos de COVID-19 y la tasa de incidencia en siete días superó los mil 400.

Restricciones por COVID-19

Pese a las restricciones actuales y al uso del cubrebocas, “sin una vacunación obligatoria general no podremos controlar la pandemia en otoño”, añadió Lauterbach.

Esta ley debe ser votada a principios de abril en el Parlamento. Pero la obligatoriedad de las vacunas es un tema controvertidoAustria, que fue el primer país de la Unión Europea en adoptar esta medida, la suspendió finalmente esta semana.

  • Un 75% de la población alemana está vacunada, y 57% ha recibido una dosis de refuerzo

Por su parte, Lothar Wieler, director del instituto de vigilancia sanitaria Robert Koch, dijo que el número de casos de COVID-19 “aumentan de nuevo”.

La situación se degrada en particular debido a la propagación de la subvariante BA.2, particularmente contagiosa, que representa actualmente en Alemania en torno al 38% de las nuevas infecciones, según Wieler.