Un contingente de alrededor de 3 mil personas, en su mayoría aficionados del Atlas, partieron de la glorieta La Minerva rumbo al estadio Jalisco para exigir justicia y rechazar la violencia luego de la riña en La Corregidora en el partido entre Querétaro y el cuadro rojinegro.

Durante el trayecto, los asistentes coreaban: “En dónde están los policías (o directivos) que nos iban a cuidar” y “¡Justicia, justicia, justicia!”.

Entre los asistentes había familias y aficionados de otros equipos como Chivas, América, Leones Negros de la Universidad de Guadalajara y Tigres, para demostrar su solidaridad ante la tragedia.