La explosión de una mina colocada en una parcela para siembra provocó la muerte de un hombre y causó graves lesiones en su hijo, en la localidad de El Aguaje, municipio de Aguililla, en Michoacán.

Tras el ingreso de las fuerzas federales a dicha región, familias enteras que se encontraban desplazadas por la presencia de grupos armados del Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG) regresaron para recuperar sus propiedades.

Una de esas personas desterradas por la violencia en Aguililla fue el padre de familia Cristóbal M., quién a su regreso a El Aguaje y junto a su hijo acudió a revisar sus tierras de cultivo, pero al caminar por la zona, estalló una mina que, se presume, fue colocada por la célula criminal que controlaba ese municipio.

  • El señor Cristóbal perdió la vida en ese mismo lugar, mientras su hijo resultó lesionado y requirió traslado a un hospital

Grupos crimales habrían dejado minas explosivas

Personal de la Fiscalía General del Estado (FGE) acudió para trasladar el cuerpo al Servicio Médico Forense de la ciudad de Apatzingán.

Los grupos delincuenciales que operaban en esa zona sembraron minas con materiales explosivos como una estrategia en la pugna que sostenían contra corporaciones de seguridad.

El pasado 31 de enero, una mina explosiva se activó cuando un convoy militar a bordo de un camión blindado circulaba entre los límites de Aguililla y Tepalcatepec, hecho que dejó un elemento lesionado de gravedad que fue atendido en el Hospital de la 43 zona Militar.

Luego de estos hechos, la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) desplegó un escuadrón antibombas y, de acuerdo con la Sedena, han encontrado varias bombas artesanales principalmente en ranchos ganaderos, parcelas y caminos de terracería, en los municipios de Aguililla y Tepalcatepec.