Rusia anunció este jueves ejercicios navales en enero y febrero en el Atlántico, el Ártico, el Pacífico y el Mediterráneo, en un contexto de fuertes tensiones con Occidente.

“En total, más de 140 buques de guerra y de apoyo, más de 60 aviones, mil elementos de equipamiento militar y unos 10 mil militares formarán parte” de esos ejercicios, indicó el ministerio de Defensa ruso, citado por las agencias de prensa de ese país.

En este contexto, Rusia y Bielorrusia revelaron que realizarán simulacros militares conjuntos en febrero, según declaró el dirigente bielorruso Alexander Lukashenko.

Rusia, estrecha aliada de Bielorrusia, ha preocupado a Occidente y a Kiev con el aumento de sus tropas cerca de las fronteras de Ucrania y una retórica amenazante, lo que hace temer que planee una invasión.

Rusia realizará simulacros con Bielorrusia en febrero

Moscú niega cualquier plan en esa línea, pero ha aprovechado el enfrentamiento para hacer campaña a favor de las garantías de seguridad de Occidente, incluido el cese de la expansión de la OTAN y el veto formal a que Ucrania, una antigua república soviética, se una a la alianza militar.

“Teníamos previsto iniciar los ejercicios en febrero. Fijad una fecha exacta y hacédnoslo saber, para que no nos culpen de concentrar algunas tropas aquí de improviso, como si nos estuviéramos preparando para ir a la guerra”.

Dijo Lukashenko a su ministro de Defensa.

El dirigente bielorruso, mal visto en Occidente desde que reprimió las protestas en 2020 y la crisis de los inmigrantes con la Unión Europea, dijo que los ejercicios se realizarían en las fronteras sur y oeste de Bielorrusia.

La exrepública soviética de 9.5 millones de habitantes, que Moscú considera un estado tapón para Occidente, limita con Ucrania al sur y con los miembros de la OTAN Polonia y Lituania al oeste.