Derechohabientes del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) que resultaron positivos a una prueba del nuevo coronavirus intentan tramitar la incapacidad médica por COVID-19 para presentarla en sus empleos, y aunque algunos de ellos intentaron gestionarla en línea, acusaron que la página habilitada les marca error.

Tal es el caso de Javier Núñez, quien acudió esta mañana a la Unidad de Medicina Familiar 17, ubicada en Calzada Legaria, en la alcaldía Miguel Hidalgo, de la Ciudad de México, y apunta que intentó ingresar a la página web para el permiso COVID 3.0.

“De hecho, quise entrar en él, pero no sé si sea error o es cuestión de que ya es mucha gente, siento que ya está saturado y no te manda la incapacidad vía línea, te marca como error”.

Javier Núñez, paciente con COVID-19

Él llevó a cabo los pasos necesarios e ingresó los datos que le solicitaba la página para poder tramitar la incapacidad por COVID-19.

“Tu CURP, síntomas, tu número de seguro social y ya, vas ingresando hasta que te sale continuar y ya la inconsistencia”.

Javier Núñez, paciente con COVID-19

Claudio, otro paciente con el nuevo coronavirus causante de COVID-19, se enteró recientemente de que fue habilitado un portal, pero tiene sus reservas.

“Me lo avisaron en la mañana, electrónico, en línea, pero ya que estábamos nosotros aquí formados… Yo creo que sería una fórmula muy acertada, nada más que no sé si la página esté adecuada para tantos derechohabientes que estamos con este caso, que se está incrementando mucho”.

Claudio, paciente con COVID-19

Por su parte, Carmen lleva prácticamente dos semanas haciendo fila, primero para aplicarse una prueba para detectar el nuevo coronavirus y ahora, desde muy temprano, para que le dieran su incapacidad por COVID-19, ella desconocía de la alternativa para tramitarla virtualmente.

“No sabía yo, hasta ahorita que me está diciendo… Ahorita ya tenemos la hoja y nada más no nos dan nuestra incapacidad, yo creo que no se vale, si ya tenemos un resultado, no deben de tenernos aquí…”.

Carmen Martínez, paciente con COVID-19