El presidente Andrés Manuel López Obrador aseguró que la detención de Ovidio Guzmán sigue siendo prioridad para el gobierno federal.

Esto, luego de que el Departamento de Estado de Estados Unidos (EU) ofreció una recompensa de 5 millones de dólares para quien dé información que conduzca al arresto de cuatro hijos del líder del Cártel de Sinaloa, Joaquín “Chapo” Guzmán.

Al ser cuestionado sobre si la detención de Ovidio es prioridad, AMLO contestó:

“Sí, sí sigue siendo prioridad”.

Durante la conferencia matutina, el mandatario federal destacó que hay una preocupación del gobierno de Estados Unidos que más de 100 mil ciudadanos en ese país han perdido la vida con la droga del fentanilo y por ello los hijos del “Chapo” son buscados.

Afirmó que si estas personas están en territorio nacional es responsabilidad de la autoridad mexicana, pues no se permite que ninguna fuerza extranjera actúe aquí.

Asimismo, negó que hubiera algún conflicto con el gobierno de EU por la liberación de Ovidio Guzmán.

“Fue un operativo que no se ejecuta bien. Se lleva a cabo a las 15 horas con muy poco personal, sin apoyar a los que fueron a la detención, entonces viene una reacción muy fuerte de la delincuencia. Detienen a civiles, a militares, agreden o hay atentados a unidades habitacionales de las Fuerzas Armadas, se atrincheran con armas de alto calibre e iba a haber un enfrentamiento con muchos muertos y se decidió detener el operativo, eso fue lo que sucedió”, explicó.

Iba a haber un enfrentamiento con muchos muertos y se decidió detener el operativo, no quisimos que perdieran la vida más personas, había un cálculo de que podía haber más de 200 muertos, si hicimos bien o mal la historia lo dirá, yo tomé la decisión“, agregó.

Finalmente, adelantó que el lunes 20 de diciembre presentará un informe sobre el combate a las drogas en 3 años de gobierno, pues ha subido el decomiso de drogas químicas y de dinero.