Luego de darse a conocer que la variante Ómicron había llegado a Estados Unidos tras ser descubierta en Sudáfrica, autoridades informaron de un tercer caso en el país de América del norte.

Se trata de una mujer adulta residente del condado de Arapahoe, quien, de acuerdo con las autoridades de Colorado, “había viajado recientemente al sur de África por motivos de turismo”.

A través de un comunicado, las autoridades de Colorado explicaron que la mujer confirmada con la variante Ómicron, catalogada por la Organización Mundial de la Salud (OMS) como “preocupante”, presenta síntomas leves.

“El Departamento de Salud Pública y Medio Ambiente de Colorado (CDPHE) ha confirmado su primer caso de la variante Ómicron de COVID-19 en Colorado… Ella está experimentando síntomas menores y está aislada y recuperándose en casa. Estaba completamente vacunada y era elegible para la vacuna de refuerzo, pero aún no la había recibido”.

Con esto, Colorado se convirtió en el tercer estado en detectar la variante Ómicron y fue el primero en la nación en identificar la variante Alpha en diciembre pasado, recordaron las autoridades del estado.

Por su parte, y a través de su cuenta oficial de Twitter, el gobernador Jared Polis reiteró el llamado a la población para vacunarse contra el nuevo coronavirus, que mantiene en alerta sanitaria al mundo desde su aparición a finales de 2019.

Ómicron en Estados Unidos

Tras la alerta que causó la aparición de la variante Ómicron en Estados Unidos, el primer caso se confirmó en California.

En comunicado de prensa difundido en redes sociales, los CDC de Estados Unidos dijeron que el primer caso de la variante Ómicron fue detectado por el Departamento de Salud de San Francisco, California, en “un viajero que regresó de Sudáfrica el 22 de noviembre de 2021”.

Después, un  caso de la variante Ómicron del coronavirus fue detectado en el estado de Minnesota, en el norte de Estados Unidos, en una persona que había estado en Nueva York, pero que no había viajado recientemente al exterior.

Con ese anuncio se indica que la variante del nuevo coronavirus ha comenzado a transmitirse entre personas en Estados Unidos.

La transmisión comunitaria en EU era algo esperado por los epidemiólogos, a pesar de la decisión de Washington de prohibir el ingreso a viajeros de varias naciones del sur de África, luego de que Sudáfrica reportara la identificación de la nueva cepa del virus el 24 de noviembre.