La Secretaria de Salud del estado, Martina Pérez, señaló que no se debe generar pánico por la aparición de la variante de la enfermedad COVID-19 llamada Ómicron, pues aún no se conoce a precisión su gravedad.

Cuestionada al respecto, señaló que no se ha detectado ningún caso positivo en Querétaro a esta variante y refirió que el mecanismo de transmisión sigue siendo el mismo que otras variantes, por lo que las medidas preventivas siguen siendo vigentes.

«Es importante no generar pánico, ya que no hay nada en concreto de que sea más transmisible, de que produzca casos más graves o de que evada la inmunidad por vacunas»

En ese sentido, mencionó que cuando se presenta una variante de preocupación se sigue haciendo vigilancia genómica y epidemiológica del virus.

Además, consideró que las restricciones de viajes no funcionan para detener la propagación del virus y puso de ejemplo lo que sucedió con la variante Delta que aún con restricciones se expandió en todo el mundo.

Y, finalmente, afirmó que es posible que se presenten casos positivos a esta variante en Querétaro, pero que por eso es importante seguir aplicando las medidas sanitarias.